martes, 24 de febrero de 2009

Contestación a un Doctor Ingeniero Industrial listillo tirando a prepotente

Este texto recoge un email pedante que me mandó un profesor de universidad, y la contestación aun más pedante que le remití. He escondido el nombre del profesor para proteger su intimidad.

1) Email del profesor:

Asunto: Proyecto Reformas de Importancia asignatura LT4

Estimado Alumno:

Hoy se ha tenido la reunión con el grupo al que pertenece para la realización del
proyecto de reforma de importancia. Usted no ha asistido a dicha reunión, por lo que sus
compañeros están bastante preocupados. Si en el plazo de esta semana no se pone en
contacto con ellos para ultimar los detalles del proyecto entenderé que no tiene interés
en participar en esta actividad que es obligatoria y por lo tanto tendrá usted suspendida
esta asignatura en la convocatoria de Junio. Por lo tanto, para poder superar la
asignatura tendrá usted que presentarse a la convocatoria de Septiembre.

Un saludo.

--
==========================
Dr. XXXXXXXXXXXXXXXXXXX
Universidad Carlos III de Madrid
Escuela Politécnica Superior
Dpt. de Ingeniería Mecánica
Av. de la Universidad, 3028911 Leganés ( M
adrid )

2) Contestación:

Asunto: Ausencia a la Reunión del Proyecto de Reformas de Importancia asignatura LT4

Estimado profesor:

Le escribo en contestación a su correo electrónico, en el que usted me informa de que no he asistido a la reunión correspondiente a mi grupo de trabajo de la asignatura LT4.

En primer lugar, quisiera agradecerle su interés en explicarme de la difícil situación en la que me encuentro, así como de los grandes problemas que podrían conllevar el hecho de no informar a mis compañeros de grupo que estoy interesado en participar en el trabajo. Un detalle por su parte.

Por otro lado, me gustaría aclararle, si mis compañeros no lo han hecho aun, que finalmente me he puesto en contacto con todos los miembros del grupo. De esta forma, ellos han dejado de estar bastante preocupados y han empezado a mostrarse ilusionados por la aclaración de esta desafortunada confusión.

Por último, quisiera disculparme por mi ausencia a la susodicha reunión. Resulta que a esa misma hora había clase, y tenía mucho interés en asistir. Esto no significa que no tenga interés en la asignatura de LT4, que de hecho me parece muy provechosa, sólo quiere decir que después de pensarlo mucho, decidí que sería mejor asistir a la otra clase, pues en ésta el profesor a veces controla la asistencia.

Evidentemente, si hubiera conocido la confusión que se hubiese originado por mi ausencia a la reunión de grupo, ni que decir tiene que hubiera decidido asistir a la misma. Espero que pueda comprender mi equivocación, ya que sólo de errores se aprende, y hasta el mejor escribano echa un borrón. Sepa que estoy muy arrepentido por todo lo acaecido y que, en la medida de lo posible, evitaré que un incidente como este se vuelva a producir.

Reciba un cordial saludo,

Francisco Barbery Tortosa

--
Universidad Carlos III de Madrid

martes, 10 de febrero de 2009